sábado, 21 de febrero de 2015

Cambios de trazado en Alconétar. Años 50.

En mi estudio, lento pero continuado, de la red de casillas de peones camineros que había en la red de carreteras en Extremadura me sirvo de diferentes herramientas. La principal es el vuelo americano de la serie B de 1956 del que ya hablé en este post.

Concretamente estaba analizando la zona de Alconétar y el trazado de la N-630 que quedó bajo las aguas del embalse de Alcántara, al que ya dediqué este post. Lo que buscaba era alguna casilla que hubiera quedado bajo las aguas.

La realidad es que ninguna había quedado inundada y la que estaba más cerca del agua era la que presento en esta foto aérea del citado vuelo americano.


La casilla puede verse en la parte inferior al lado de la carretera, la N-630.

Sin embargo, lo que me resultó más curioso es la reciente variante de trazado que se aprecia en el cruce con el ferrocarril. Como era el año 1956, pudiera ser que fuera una de las obras del Plan de Modernización de Carreteras de 1950.

Plan que fue muy importante en Extremadura y al que dedicaré una entrada en el futuro, aunque ya he hecho uno de sus obras emblemáticas en este post.

Para comprobarlo, me fui al vuelo americano de la serie A, de 1945. Caso de que dicha variante no estuviera construida, era fácil colegir que se había construido entre esa fecha y 1956, es decir, Plan de Modernización. Muy interesante.

Al consultar el vuelo americano de 1945, me encontré con esto.


En este vuelo, la casilla de peones camineros se aprecia mucho mejor y se puede comprobar que el cruce de la N-630 y el ferrocarril se verifica al mismo nivel.

Esta zona actualmente presenta el siguiente aspecto, con el embalse rodeándolo todo.


La casilla, que posiblemente ha sido vendida, ha sufrido una gran transformación y apenas se reconoce la estructura.

Para comprobar que, efectivamente, se trataba de una casilla de peones camineros, acudo a las planimetrías que se hicieron a principios del siglo pasado en las que están referenciadas.

Las planimetrías de la zona son las dos siguientes, pues están separadas por el trazado de la carretera.



En las cuales se puede ver que efectivamente era una casilla de peones camineros, pero también comprobé que en la zona, además, estaba... la calzada romana de la Vía de la Plata.

Tuve la sensación de haber dado con el santo grial de este blog. Carreteras abandonadas, trazados cambiados, cruces al mismo y diferente nivel con el ferrocarril, casillas de peones camineros y, como guinda del pastel, la calzada romana.

Qué más podía pedir y que, por supuesto, se merecía una entrada en este blog. Esta es la entrada.

Para que el lector interesado en estos temas pero algo peleado con los mapas, he preparado dos gráficos sobre un vuelo reciente.


En este podemos ver el trazado de la N-630 en rojo, antes de 1950, el trazado del ferrocarril en azul oscuro y en violeta el trazado aproximado de la calzada romana. El cuadradito en violeta es la casilla de peones camineros, rodeada por un cuadrado mayor, que era el terreno de dominio público que rodeaba a la casilla. Esta estaba próxima a la carretera y casi al mismo nivel.

Cuando se ejecuta la variante, el esquema viario pasa a ser el siguiente:


El trazado de la N-630, en verde claro, se separa de su trazado original, en rojo, para busca más desarrollo y poder bajar de cota con menor rampa y poder hacer el cruce por debajo del ferrocarril.

En el recuadro amarillo está la estructura sobre la que pasará el ferrocarril y, por debajo, la N-630.

El nuevo trazado, en la zona de la casilla de peones se separa de la misma y, además, va en trinchera, que además corta de manera radical a la calzada romana. Eran otros tiempos.

En la siguiente foto podemos ver el aspecto que presenta la zona en la actualidad.


En lo alto la casilla, ya modificada, y en primer plano la trinchera por donde discurría la variante de trazado de la N-630.

La trinchera presenta el siguiente aspecto en la actualidad:


Cuando el embalse está a su cota máxima, queda inundada toda la trinchera y la estructura.

La estructura de paso del ferrocarril es un arco elíptico con un canto muy pequeño en su punto central que lo hacen diferenciarse de los de medio punto y le dan un aspecto muy particular.


En la siguiente foto, de los años sesenta, podemos ver la carretera en servicio.

(Foto: Demarcación de Carreteras del Estado en Extremadura)
En la siguiente fotografía podemos ver la excavación del desmonte una ver realizado el arco. Es curioso ver cómo a falta de maquinaria, el desmonte se realizaba prácticamente a mano y se transportaba el material en vagonetas sobre carriles.

(Foto: Demarcación de Carreteras del Estado en Extremadura)
El firme, con el que se construyó la variante en 1950, era un macadam con un tratamiento superficial, y bordillos a ambos lados como límite de la plataforma. En la siguiente foto podemos apreciarlo.


Puede verse el bordillo de granito en toda la variante. Una reliquia del buen hacer de otros tiempos.

Ha sido una grata experiencia el haber dado con este tramo de carretera. Estas pequeñas alegrías, fruto de mi evidente deformación profesional, me justifican el blog. Espero que el lector interesado también así lo sienta.

1 comentarios:

JM López dijo...

Ciertamente, es muy interesante.
Yo también acabo de descubrir un tramo de calzada romana donde no sabía que la hubiera y me hizo mucha ilusiónUn abrazo

JM