lunes, 4 de junio de 2012

Carreteras de la Junta de Extremadura. 1989.

Me he comprometido a ir describiendo las actuaciones realizadas por la Junta de Extremadura en las carreteras de su titularidad desde el inicio de la autonomía hasta nuestros días. 

Estamos ya en el año 1989, cinco años desde las transferencias de carreteras a la Junta de Extremadura. Como hemos visto en los años anteriores, el ritmo de inversiones era elevado.

Sin embargo, 1989 no iba a ser pródigo en inicio de actuaciones pues las anualidades para este año de las obras licitadas en 1987 y 1988 dejarían poco margen para nuevas obras.

El presupuesto anual de inversión de carreteras no dejó de subir desde 1984.

  • En 1984 bordeó los 6 millones de €.
  • En 1985 superó los 10 millones de €.
  • En 1986 estuvo cerca de los 14 millones de €.
  • En 1987 rebasó los 15 millones de €.
  • En 1988 se acercó a los 20 millones de €.
  • En 1989 superó los 27 millones de €.

Por ello, podemos ver que las inversiones en carreteras, apoyadas en el Plan Regional de Carreteras de Extremadura, documento al que dedicaremos un post, iban en aumento pues el estado de la red de carreteras transferidas necesitaba ser mejorado rápidamente para ser seguras, acorde con el aumento de tráfico que iban experimentando.

En el año 1989 sólo se iniciaron tres grandes obras de carreteras:

  • La finalización de la nueva carretera C-511 (EX-108) en su tramo entre Moraleja y la frontera con Portugal cerca de la localidad de Monfortinho. 3.120.000 € para la obra y 76.000 € para la asistencia técnica. Con este tramo se finalizaba la nueva carretera.
  • El acondicionamiento y mejora de la C-501 (EX-203) en su tramo entre Valverde de la Vera y el límite de provincia de Ávila. 3.360.000 € para la obra y 61.000 € para la asistencia técnica.
  • La ampliación y mejora de las carreteras CC-700 y BA-700 (EX-354), entre la N-430 y la C-401 (EX-102) por Campo Lugar. 3.660.000 €. Ésta, a diferencia de las dos anteriores, no tuvo asistencia técnica a la dirección, control y vigilancia.

Otras actuaciones de menor rango fueron:

  • La mejora de la travesía de Llerena según la C-413, hoy EX-103. 285.000 €.
  • La mejora de la intersección de la carretera Montijo - Puebla de la Calzada con la C-437 (EX-209). 61.000 €.

También:

  • Se aprobó un complementario a la obra del puente de la Autonomía de Badajoz. 2.486.000 €. Este complementario se debió a que reestudiado el tráfico que circularía por el puente, se necesitaba un mejor acceso al mismo desde la antigua N-523 (hoy EX-100), carretera de Cáceres a Badajoz, que llevó a la duplicación de calzada de la misma desde el Marchivirito hasta el puente de Palmas y la necesidad de reponer un canal existente afectado por las obras de dicha duplicación.

En la siguiente foto aérea de 1984, puede verse cómo era la entrada de la carretera de Cáceres en Badajoz.


Trasladado a una foto aérea moderna de la misma zona puede verse el trazado antiguo en azul.


La duplicación y mejoras de accesos de la N-523 puede verse en rojo en la siguiente fotografía aérea.


Esquema que sirve para comprender la necesidad de la duplicación y su conexión con el nuevo puente, mejorando la accesibilidad a Badajoz del nuevo puente. Se puede apreciar que se abandona el trazado antiguo de la carretera por uno nuevo, de mejor trazado y duplicado.

  • Se redactó un proyecto de estabilización de taludes en Lobón y se ejecutó la obra. 14.000 € para la redacción del proyecto y 272.000 € la obra.

Se aprobaron una serie de actuaciones de conservación en las carreteras que fueron divididas en cuatro zonas: Cáceres norte, Cáceres sur, Badajoz norte y Badajoz sur. Los cuatro contratos adjudicados a la misma empresa, hoy desaparecida. En total fueron casi cuatro millones de euros.

También se contrataron las siguientes asistencias técnicas para la redacción de los siguientes proyectos:

  • Acondicionamiento y mejora de la C-401 (EX-102) entre la N-V y el límite de provincia de Toledo por Guadalupe. 200.000 €.
  • Acondicionamiento y mejora de la C-520 (EX-206), en el tramo entre la N-V y Villanueva de la Serena. 94.000 €.
  • Acondicionamiento y mejora de la C-524 (EX-208), en el tramo entre Trujillo y Zorita. 88.000 €.
  • Acondicionamiento y mejora de la C-530 (EX-110) entre Valencia de Alcántara y Badajoz. 200.000 €.
  • Acondicionamiento y mejora de la C-4311 (EX-112), en el tramo entre Zafra y Jerez de los Caballeros. 88.000 €.

Por último, se contrató un estudio de restauración ecológica de la CC-713 (EX-118), que se estaba acondicionando en esos momentos. 15.000 €.

1 comentarios:

martinjaramillo dijo...

Las verdaderas carreteras ecológicas son elevadas, no necesitan deforestar, ni remover tierras, ni siquiera retirar la corteza vegetal, solo son para vehículos eléctricos inteligentes y silenciosos que viajan a 250 Km/h con cero accidentalidad...Y lo más increible: son el sistema de transporte más económico que existe a Us$ 150.000 dólares por kilómetro.
tranxrail@gmail.com
martinjaramilloperez@gmail.com
Martín Jaramillo 314 873 17 95

Publicar un comentario en la entrada